Cuentiquines

Germán Suárez, nos envía un cuento en el idioma de nuestros abuelos, sobre cosas de hace cerca de cien años, contadas en el bable que se hablaba hasta hace menos de cincuenta en buena parte de los pueblos de La Cepeda.

Por Germán Suárez

Va un cuento sobre cosas de hace cerca de cien años, contadas en el bable que se hablaba hace menos de cincuenta en buena parte de los pueblos de La Cepeda Alta:

FARTÓN DE ZREIZAS

- ¿Y no comían fruta?

- No´me no. Nestós naide compraba outra fruta más que la que se criaba pur aquí. Naide la vendía.

- ¿Y no había aquí fruta?

- N´estos pueblos criábanse las manzanas repinaldas, las peras de marca que yeran muy buenas, no cumu ahora que desgeneronun. Tamién dalgunos tenían una zreizal, peru de zreizas d´esas piquiñinas. Y poucus eran los que las tenían. Onde sí había muchas zreizales era´n Ponjus y Samario.

- ¿Y nadie compraba esas cerezas?

- Buenu... Una ve, p´al Patrón Santiago, veninun tres mozas y´un mozu de Ponjos a vender zreizas en la fiesta Palacios.

Trayinun seis cestos, d´esos talegos de varas de salguero que facemos pa ichar las patacas, que llevan dos arrobas. Trayíanlos encima tres caballerías. En cuantis que dejonun las cestas n´el suelu, a la sombra un albarín, acercóuse pur allí´l ti Antón de Villar y díxuyes qu´a cúmu vendían las zreizas.

Ellus, que nu tenían con qué pesalas, dixínunye que ye cubraban dos rialis por un fartón.

Tuvu´l ti An tón d´acuerdo y principióu a cumer zreizas con güesus y todo.

Una de las mozas, que ya´vía uyíu hablar del ti Antón de Villar y de lo simplón que yera, pur riyese d´él, comenzóu a deciye que nu cumiera lus güesus, purque si no fartábase´nseguida y dábanye pa poucas zreizas lus sous dos rialis.

Nestós el ti´Antón cumíu outros dos puñadicos más y luego párase de cumer y diye:

- Nome no, cun güesus sólu voy cumer esti cestu. Pa l´outru ya dibay you a tirar lus güesus, pa cumé más.

Nestoncias el mozu de Ponjos, qu´estaba muy calláu, platóuse delantre´l ti Antón y díxuye que nu ye cobranaba nada pur las zreizas qu´había cumíu. Peru que nu ichara manu a una zreiza más.

Y-así fui cumu´l ti Antón fartóuse de zreizas en sin custay´una perrina.

 

> > Volver a la guía de La Cepeda