... Y el dios de la lluvia se acordó de la comarca

A finales de noviembre, el embalse de Villameca superó ya el 50 por ciento de su capacidad, algo que no solía ocurrir en los últimos años. El 30 de noviembre había en el embalse 14 millones de metros cúbicos, cuando la capacidad es de veinte.
En los días húmedos del otoño, los cepedanos recogen setas en abundancia. Angel nos exhibe su carga en una calle de Villamejil.

A finales de noviembre, el embalse de Villameca superó ya mucho el 50 por ciento de su capacidad, algo que no solía ocurrir en los últimos años. Las reservas eran de 14 millones de metros cúbicos, similares a las máximas alcanzadas en el verano pasado.

El 23 de noviembre había en el embalse 10,3 millones de metros cúbicos, cuando la capacidad total es de veinte. En sólo una semana, las reservas se habían incrementado en 1,8 millones de metros cúbicos. El 30 ya estaban en 13,9.

La cantidad de agua embalsada da pie al optimismo, frente a los millones de metros cúbicos embalsados en esta fecha, hace un año se estaba en 0,6, y la media de los últimos siete años no sobrepasaba la mitad de lo alcanzado ahora.

Hay buenas webs para seguir la evolución del agua embalsada en el principal embalse de la comarca. La que organiza la Confederación hidrográfica del Duero es: http://www.chduero.es/

En esta web se dan diversos datos del embalse. En ella se dice: El de Villameca es uno de los embalses propiedad del Estado más pequeños de la cuenca del Duero. Situado al norte de la provincia de León, en la comarca de La Cepeda, solamente almacena cuando está lleno 20 millones de metros cúbicos de agua, procedente del río Tuerto, que es un afluente del Órbigo. Puesto en servicio en 1947, el comienzo de las obras tuvo lugar en la década de los años 30. La empresa constructora fue Ginés Navarro e Hijos, que siguió las directrices del proyecto redactado por el ingeniero José Suárez Sinova. El embalse se asienta sobre un territorio que ocupa alrededor de 200 hectáreas.

La presa, de gravedad en planta recta, se encuentra en el término municipal de Quintana del Castillo (León), tiene una altura de 31 metros, una longitud de 205 y un espesor en la parte de arriba de 4,10 metros. Además de esta presa, el embalse de Villameca tiene otras dos más pequeñas, llamadas técnicamente collados, y que miden en conjunto otros 620 metros más.

Este embalse, además de las aguas del Tuerto, recibe la aportación de otro río, el Valdesamario, que llega a través de un túnel de 1.455 metros de longitud, más 898 metros de canal revestido. En sus aguas está permitida la navegación a vela, pero no a motor, y muy cerca de la presa se ha formado una playa, muy frecuentada por los habitantes de los alrededores. Gracias a sus aguas fue posible consolidar el regadío en la llamada comarca de Cepeda.

En http://www.chduero.es/ se actualiza dos veces a la semana el volumen de reservas.

Hay otra web muy completa que también es sumamente interesante: http://www.embalses.net/ En ella las actualizaciones son manos habituales, pero la información estadística y gráfica es mayor.

Para los que están interesados en seguir la evolución comparada con años anteriores: http://www.embalses.net/pantano-101-villameca.html. Para ver el conjunto de embalses de la provincia leonesa: http://www.embalses.net/provincia-15-leon.html

Bien. Pues los datos son positivos... Y a ver que pasa con el de Villagatón, por que es una vergüenza lo que ha ocurrido con esta reserva de agua; el dinero que se ha invertido y que hasta ahora no ha servido para nada.

 

> > Volver a la guía de La Cepeda