Trump: avanzar hacia el caos

Donald Trump anunció ayer su intención de retirar a Estados Unidos del histórico Acuerdo Climático de París. Una decisión irracional.

Trump abandona el Acuerdo Climático de París, Estados Unidos ha deja de ser un aliado del planeta.

Guiarte.com. Washington, 02/06/2017
El acuerdo de París, firmado en el tramo final de 2015, comprometió a la casi totalidad de las naciones del planeta a establecer unas líneas de trabajo para que el incremento de la temperatura media del planeta se limite a 1,5 grados Celsius y se evite el desastre planetario. La decisión de Trump es un paso atrás, irracional y humillante para el propio país que él preside.

Estados, empresas y organizaciones han criticado esta nueva “genialidad” del mandatario.

World Wildlife Fund recuerda que el Acuerdo de París es la respuesta colectiva mundial al cambio climático. Carter Roberts, presidente y director general de FWF-EE.UU. afirmó que el Acuerdo surgió para revertir colectivamente una amenaza a nuestro estilo de vida y Estados Unidos ayudó a liderar ese cargo.

"Honrar nuestros compromisos y cumplir nuestras promesas han sido características de la política nacional e internacional de Estados Unidos. Las leyes y reglamentos ambientales de los Estados Unidos han servido de modelo para esas políticas en todo el mundo. El Acuerdo hace más que unir a las naciones en torno a una visión común. Crea un plan de cooperación, estabilidad política y creación de empleo. La economía de energía limpia de nuestra nación emplea a más de 3,3 millones de estadounidenses, más que todos los empleos combinados en la industria de combustibles fósiles. Los actores de la verdadera economía estadounidense entienden que no tenemos que elegir entre la prosperidad económica y un futuro más seguro para nuestras familias y comunidades”, argumento el dirigente de WWF en EE.UU.

Recordó que desde los grandes minoristas como Walmart a las eléctricas como Pacific Gas & Electric a empresas tecnológicas como Google y Apple, las empresas estadounidenses han sido firmes en su apoyo al Acuerdo de París. Compañías de petróleo, gas y carbón como Royal Dutch Shell, BP, ExxonMobil y Peabody Coal han apoyado permanecer en el Acuerdo de París, lo que hace que el anuncio de Trump sea aún más confuso.

Para Greenpeace, la decisión de Trump implica renunciar al liderazgo de Estados Unidos en el orbe. Además, supone la renuncia a los beneficios económicos y medioambientales de una transición a las fuentes de energía limpias.

"Con la retirada del Acuerdo de París, Donald Trump deja a su país aislado del resto del planeta. Es una decisión moralmente reprochable que el presidente llegará a lamentar. La acción climática no es un debate legal o político, es una obligación ineludible para proteger a las personas y al planeta", ha declarado Jennifer Morgan, directora ejecutiva de Greenpeace Internacional.

La reacción de los países más afectados por el cambio climático también ha sido especialmente crítica.

Por otra ayer en Bruselas se ha renovado el compromiso entre la UE y China para luchar contra el cambio climático. En la declaración se destacan los beneficios sociales y económicos de la acción climática. Con más de 1,1 millones de personas empleadas en el sector de las renovables en la Unión Europea y más de 3,5 millones en China, ambas potencias van por delante de las políticas estadounidenses.

La realidad es que el anuncio de Trump hace temblar a quienes tienen alma conservacionista. Este locuaz personaje (no estadista) lleva poco tiempo en el Gobierno de la gran nación norteamericana... pero ya se ha visto sobradamente su capacidad para conducir hacia el caos.

> > Volver a la guía de La editorial