Archipiélago de Cairú

Tinharé, Boipeba y Cairú son las islas principales de un bello archipiélago cercano a Salvador de Bahía, en el estado de Bahía, Brasil. Un paraíso tropical para guardar en la memoria, con mucho atractivo turístico y cantidad de posibilidades para disfrutar de la playa, pasear a pie o en barco, bucear… o simplemente pasarlo en grande de fiesta por la noche.

Es una guía que se centra principalmente en la oferta disponible en Morro de Sao Paulo, la ciudad principal de Tinharé, pero sin dejar de lado la maravillosa oferta de los alrededores, como la ciudad histórica de Cairú, o la natural y poco explotada isla de Boipeba.

Guía con texto y fotos de Miguel Angel Alvarez.

Galería fotográfica

Laguna de Morro de Sao Paulo.

Poblaciones del archipiélago

Pueblos relacionados

Trucos prácticos para visitar el Archipiélago de Cairú

Llegamos a un archipiélago, apartado de grandes ciudades, donde es importante conocer una serie de trucos que nos ayudarán a disfrutar más y mejor de las islas.

Tasa de turismo

Al llegar a Morro de Sao Paulo tendremos que pagar una tasa, de turismo, que es menor de 7 euros.

Puerto de Morro de Sao Paulo. Al fondo se ve la caseta donde se paga la tasa de turismo. Foto guiarte copyright.

Esta tasa de Turismo se supone que está destinada a la conservación del entorno natural y a paliar los efectos de la explotación turística.

La llegada habitualmente la haremos por barco y en el mismo puerto, antes de salir tendremos que acercarnos a la ventanilla de la taquilla donde pagaremos el impuesto.

Alojamiento

Morro de Sao Paulo es una población pequeña, pero con muchas posadas. Si llegamos por barco, lo más probable, encontraremos una calle llena de posadas por todas partes.

Continúan en un paseo relativamente largo hasta la playa. Incluso en la playa hay posadas, por si preferimos alojarnos más cerca del mar. Morro de Sao Paulo tiene varias playas seguidas una de la otra y en cada playa hay varias ofertas de alojamiento. Por ello, si no hemos hecho reserva, puede ser buena idea darnos un paseo para conocer unas cuantas posadas en distintas localizaciones y elegir la que mejor se ajuste a nuestros gustos y posibilidades económicas. Por lo general, los recepcionistas no ponen problemas por enseñarnos las habitaciones antes de decidirnos.

Plaza principal de Morro de Sao Paulo, al fondo una calle plagada de posadas. Foto guiarte copyright.

Durante los meses de diciembre, enero y febrero es temporada alta y una habitación doble puede llegar a 100 o 200 reales la noche. A partir de marzo, o después de carnaval, podemos encontrar habitaciones a partir de 30 reales y habitaciones dobles por poco más. Una buena posada, con piscina y todo a partir de marzo puede cobrar como unos 60 reales por una habitación de "casal" o pareja.

Al llegar a la isla encontraremos bastantes personas locales que nos ofrecerán acompañarnos a una posada. Podemos ir con ellos y nos llevarán a alguna donde puedan cobrar una comisión por habernos dirigido. El precio seguramente será el mismo que si hubiéramos ido solos, por lo que no hay perjuicio alguno, pero tal vez prefiramos buscar nosotros mismos la posada y realmente estos guías no son necesarios, porque la oferta es muy suficiente.

Puede ser aconsejable ir con alojamiento reservado en los meses desde diciembre a febrero, pero el resto del año no es necesario para nada y podemos escoger in situ nuestro alojamiento preferido.

Hay un albergue juvenil, o por lo menos uno. Pero lo cierto es que no hace falta siquiera ir a la opción del albergue porque las posadas tienen casi el mismo precio por habitaciones individuales que los albergues por una cama en habitaciones compartidas. Además, el albergue que he visto no estaba muy bien localizado, aunque tenía unas óptimas instalaciones para relajarse y socializarse. Justamente lo bueno el albergue es que resulta muy útil para conocer gente con la que compartir viaje.

Dinero y pagos con tarjeta

No existe mucha oferta de cajeros automáticos en Morro de Sao Paulo, y en las otras poblaciones menos todavía.

Un bar flotante en las piscinas naturales de Garapuá, donde seguro que no aceptan tarjeta de crédito.

Por lo que es mejor contar con algo de dinero en efectivo cuando vayamos al archipiélago de Cairú. Es fácil que no podamos sacar dinero del cajero, ya sea porque nuestra tarjeta no sea aceptada o porque el cajero pueda estar estropeado.

De hecho, es posible que con una tarjeta de crédito extranjera ni siquiera podamos sacar dinero de los cajeros.

No obstante, muchos comercios, como restaurantes, posadas, supermercados, agencias de viajes, etc. aceptan tarjeta de crédito. Pero no todos, aunque si no aceptan pagos con tarjeta en un establecimiento posiblemente podamos encontrar otro similar donde sí acepten.

Siempre ponen menos problemas en aceptar débito que crédito.

Paseos turísticos

Hay varias agencias de viaje donde ofrecen paseos turísticos.

En las oficinas de turismo nos ofrecerán múltiples paseos en barco. Foto guiarte copyright.

Es una buena idea informarse en las agencias y comprar allí los billetes, pues el precio es el mismo y nos podrán asesorar mejor sobre las distintas posibilidades. Sólo algunas agencias aceptan pago con tarjeta, pero las hay. Por cierto, que es mejor que nuestra tarjeta sea de débito en vez de crédito, pues hay sitios donde sólo aceptan pago a débito.

En marzo de 2007 un paseo en lancha para visitar varias islas del archipiélago costaba 65 reales. Ir de Morro de Sao Paulo a Boipeba salía por 50 reales e ida y vuelta 100 reales.

Restaurantes

Merece la pena probar los frutos del mar, dado que el género es bueno y la oferta amplia.

Un restaurante - chiringuito en la isla de Boipeba. Foto guiarte copyright.

Muchos restaurantes aceptan tarjeta de crédito, por no decir casi todos.

Para comer barato tienen lo que llaman "prato feito", que es una especie de plato combinado.
Este plato está básicamente compuesto por carne o pescado y se acompaña de ensalada, arroz, feijao (judias) y farofa.

Supermercado

Es recomendable llevar con nosotros productos de primera necesidad para no pagar el doble allí por ellos.

El trasporte de personas y mercancías se hace en pequeños botes. Foto guiarte copyright.

Todo, al menos en la isla de Tiinharé y en concreto en Morro de Sau Paulo es casi el doble de caro de lo que podemos encontrar en el continente.

Por eso, si no queremos pagar las cosas a precio de oro en los supermercados, conviene llevar, al menos, los materiales de primera necesidad que podamos necesitar, como protector solar, productos de aseo, repelente de mosquitos, etc.

Llegar a Morro de Sao Paulo

Lo más cómodo es tomar un ferry en Salvador de Bahía que nos llevará en unas dos horas hasta Morro de Sao Paulo.

Hay varias opciones y la más rápida es el catamarán, que sale por 50 euros ida y otros 50 para la vuelta. El catamarán sale del puerto turístico de Salvador de Bahía, que está al lado del mercado Modelo.

Lo malo del catamarán es que puede resultar muy movidito y es fácil marearse. De hecho, van "bien preparados" y llegada la mitad del viaje seguro que veremos a algún encargado repartiendo bolsitas para vomitar sin ensuciar. Trucos para no marearse tanto son: comer poco antes de entrar al barco, no llegar bebido o de resaca. Otra cosa que puede funcionar es tumbarse, pues en posición horizontal es más dificil marearse y si nos dormimos pues tanto mejor.

Foto del puerto turístico de Salvador de Bahía, desde donde sale el catamarán. Foto guiarte copyright.

En último caso, para evitar mareos o gastar menos dinero, lo mejor tomar una combinación de ferry, bus y bote. Podemos llegar con autobús desde Salvador, haciendo una serie de combinaciones y luego cogiendo un ferry hasta Morro de Sao Paulo. Es una opción más incómoda, pero sólo es cuestión de tiempo. Si sabes que te vas a marear, entonces esta otra combinación te ahorrará bastantes jaleos y además es más barato que el catamarán directo.

El camino en bus y bote empieza en salvador, en el puerto GRANDE (no es el puerto turístico que hay al lado del Mercado Modelo). Allí se debe coger el ferry hacia Bom Suceso, en la isla de Itaparica, que cuesta menos de 4 reales. De allí se toma un autobús hacia Valença, que sale cada media hora más o menos. El bus sale por unos 10 reales. Luego en Valença tenemos que ir a la Terminal de botes, que está cerca, pero necesitaremos un transporte como taxi o moto-taxi, con un coste de 2 ó 3 reales. Por último, un bote hacia Morro de Sao Paulo que sale por unos 4 reales. En total este trayecto no debe salirnos por más de 20 reales. Tanto el ferry hasta la isla de Itaparica como el bote hasta Morro de Sao Paulo van muy despacio y no corremos riesgo de marearnos. El problema es el tiempo, pues mientras que en catamarán directo invertiremos como 2 horas, en esta otra combinación de transportes podemos llegar a gastar unas 5 horas, o incluso más si tenemos que esperar mucho a que salgan los transportes.

Puerto de Morro de Sao Paulo, con un catamarán en primer plano. Foto guiarte copyright.

Si queremos llegar directos a Boipeba es casi mejor ir con ferry, autobús y luego tomar un bote directo hasta la isla. De otro modo, desde Salvador, tendríamos que pagar el catamarán hasta Morro de Sao Paulo, 50 reales y luego una lancha a Boipeba, otros 50 reales. Con la complicación adicional que, llegando a Morro de Sao Paulo, lo más seguro es que no hayan combinaciones para continuar el viaje a Boipeba y tengamos que hacer noche en Morro para tomar el bote que sale por las mañanas a Boipeba.

Todos los desplazamientos en la isla o entre las islas se hacen en barco. Hay apenas una excursión que se puede hacer en todo terreno 4x4.

Recorridos en Tinharé con guía local

Se pueden visitar varias cosas en la isla de Tinharé, entre las que se encuentran los baños de barro o la cascada de Fonte do Ceu.

Turistas guiados desde los baños de barro por la selva, hasta la “fuente del cielo”. Foto guiarte copyright.

Seguramente podamos encontrarnos con guías locales que nos pueden ayudar a hacer el recorrido. Lo cierto es que no hacen falta, pero en muchos casos podemos vernos perdidos al aventurarnos por la mata del interior de la isla. Sin duda necesitaremos ir preguntando poco a poco según vayamos recorriendo el camino y como está bastante transitado el lugar es fácil encontrarse a quién preguntar. Pero realmente si no nos encontramos a nadie es difícil orientarse porque está todo lleno de senderos que se cruzan y que nos pueden hacer dudar.

Un guía nos puede cobrar hasta 10 reales por el paseo de una jornada. No es un precio excesivo, pero es muy fácil gastar dinero en la isla y si andamos justos podemos intentar aventurarnos por nosotros mismos.

Lo que es importante es que llevemos una provisión de agua para el camino, porque es necesaria para el paseo y con el calor es fácil deshidratarse.

Que ver en Archipiélago de Cairú

En la Archipiélago de Cairú te recomendamos las siguientes visitas:

Playas

Tenemos buenas playas para pasar el día cerca de Morro de...

Playa de Gamboa

En la Isla de Tinharé se encuentra una playa bastante más...

Baños de barro

En las inmediaciones de la playa de Gamboa hay un acantilado...

Fonte do Céu

La fuente del cielo (en portugués Fonte do Céu) es una...

Piscinas naturales de Garapuá y Moreré

Existen diversos lugares donde bucear por la zona, pero es...

Ocio en Morro de Sao Paulo

La Principal oferta de ocio de Morro de Sao Paulo y el...