Disneylandia

Uno de los grandes atractivos que presenta París, sobre todo para los más pequeños, es el parque de atracciones de Disney.

Dysneyland París. Imagen de Manuel Fernández Miranda.

En las fueras de la ciudad se presenta -sobre todo para los pequeños- un mundo mágico en el que los sueños se hacen realidad, y donde los héroes y heroínas Disney pasean en medio de paisajes temáticos.

La idea original de este tipo de parques de entretenimiento es argentina. En las cercanías de La Plata se construyó en 1950 un magnífico parque de atracciones en el que se juntaban las clásicas diversiones infantiles en medio de paisajes y escenarios urbanos de otros países: la República de los Niños.

Walt Disney imitó esa idea cinco años más tarde con un parque temático situado en California, que fue el primero de una serie de instalaciones del mismo sello llevadas a cabo en América, Asia y Europa, en los que se unen los escenarios de las películas de Disney con zonas de hostelería, restauración, deporte y ocio, encaminadas a facilitar el disfrute familiar.

Las instalaciones están a 30 kilómetros al oeste de París, cerca de la A4. En ellas, hay cinco grandes escenarios Main Street, U.S.A., el país de la fantasía, las tierras del Oeste, el país de aventuras y el ámbito del Espacio. Al lado de ellas, las escenas festivas y el desfile de personajes infantiles.

Junto a esto, las diversiones, espectáculos, las compras...

Dysneyland París. Imagen de Manuel Fernández Miranda.
Anterior: Museo Rodin

> > Volver a la guía de París