Paisaje de la isla de Santa Catarina

La isla tiene extraordinaria belleza, y pese a sus malas infraestructuras en un paraíso que esconde lugares magníficos.

Canal de Barra da Lagoa, uniendo la Lagoa y el Océano. Imagen guiarte.com

La Mata Atlבntica cubre gran parte de la superficie, pese a la falta de control regional, algo que causa una permanente pיrdida de biodiversidad y augura indudables daסos para el futuro. Si se pierde esa cobertura vegetal, se perderב buena parte del interיs turםstico, ademבs de otros recursos.

Hay una inmensa presiףn constructora que daסa zonas de mangles y de selva. En estos momentos es triste ver cףmo estב creciendo Campeche de una forma desproporcionada y con un urbanismo de caos… Pero eso se puede detectar en otros puntos, del norte o del centro de la isla.

La parte sur estב mבs virgen… pero poco a poco se extiende la presiףn humana, talando zonas de interיs ecolףgico. En algunos momentos es triste escuchar el sonido de la sierra mecבnica en lugares donde se va abriendo el paisaje para ir mutilando la Mata Atlבntica.

Vegetación a la orilla de las dunas, en Sao Joao do Rio Vermelho. Imagen guiarte.com

Tambiיn es triste avanzar por caminos de tierra por los que entran a toda velocidad vehםculos todoterreno, que acaban con la fauna local, no acostumbrada a estos trajines.

El viajero debe visitar algunos paisajes. Desde Lagoa merece la pena tomar una embarcaciףn y recorrer la zona norte, acercבndose hasta Costa da Lagoa. Es un trayecto de indudable belleza paisajםstica. A Costa da Lagoa sףlo se puede acceder por el agua… aתn no hay carretera y esto es una riqueza para el lugar. Los viajeros buscan ese paisaje virgen, y la naturaleza prospera en יl. Hay una fauna rica, en la que se incluyen colonias de macacos (monos capuchino)…

Por cierto, hablando de la Lagoa da Conceiחדo, poco a poco se ha ido aterrando una zona –frente a la poblaciףn de Lagoa- para facilitar el trבfico rodado entre una orilla de la laguna y la otra. Este aterramiento va camino de dividir la laguna en dos. La parte mבs sureסa es ya un pantano con aguas contaminadas. Urge reabrir espacios para favorecer el movimiento de las aguas…

Paisaje en el entorno de Naufragados. Imagen guiarte.com

Otro paisaje bellםsimo es el del sur. Merece la pena conocer el entorno de la Lagoa do Peri, en Armaחao. Mבs al sur, pasado Pantano do Sul, hay otros espacios maravillosos, con un paisaje verdeante y las islas Irmדs en el lado atlבntico.

... Y al fondo, la solitaria playa de Naufragados.

En el lado occidental-sur de la isla, estב el distrito de Ribeirao. Toda la costa tiene lugares llenos de belleza. Una carretera zizagueante nos lleva hasta Caeira da Barra do Sul. Al este de la carretera, la montaסa; al oeste, los magnםficos paisajes marםtimos en los que aparecen recoletas playas, roquedos cubiertos de verdor, isletas… y al fondo el continente.

Merece la pena hacer alguna ruta interior, como la bajada desde Ratones a Costa de Lagoa a travיs de una senda, las que nos conducen por el entorno de la Lagoa do Peri, y las que nos llevan a puntos como Naufragados o Lagoinha de Leste (en Pantano do Sul)… Merece la pena.

Y como telףn de fondo, el Atlבntico.

Los vehículos todoterreno destrozan la fauna local en los nuevos caminos abiertos en la Mata Atlántica. Guiarte.com

La costa es una sucesiףn de playas (se cuentan mבs de un centenar) y morros cubiertos de vegetaciףn, frente a un mar que es calmado en el oeste de la isla y agitado en el este.

Cada escaso trecho aparece alguna de las numerosas islas que rodean a Santa Catarina. A veces tienen mבs de un kilףmetro de longitud, otras son apenas un montףn de rocas cubiertas de verdor.

Hay numerosos miradores que nos invitan a contemplar estos paisajes. En el mismo Florianףpolis estב el mirador del Morro da Cruz, que nos permite dirigir nuestra mirada a buena parte de la isla y al cercano continente. Pero hay otros miradores magnםficos en entornos como en la Lagoa da Conceiחדo o la do Peri. Sin embargo, no hace falta miradores. �nicamente es preciso de vez en cuando detener el automףvil y animarse a caminar unos pasos para encontrase ante paisajes magnםficos o enclaves solitarios llenos de hermosura.

> > Volver a la guía de Isla de Santa Catarina